barra head

Calzado para niños: errores a la hora de elegir calzado infantil

Calzado para niños: errores a la hora de elegir calzado infantil

Probablemente hayas escuchado e incluso afirmado tú misma algunos de los argumentos que vamos a detallarte a continuación. Son los típicos errores a la hora de elegir el calzado para niños.

Más bien grande, así le dura más

Los pies de los niños están en continuo crecimiento y si eliges unos zapatos demasiado grandes, estarás repercutiendo de forma negativa en su desarrollo. A los peques les resulta muy difícil caminar con un zapato que le baila el pie o se le sale constantemente, además, le obliga a adoptar posturas que a la larga son perjudiciales.

Abusar de las deportivas

Aunque tendemos a pensar que es el calzado para niños más cómodo, especialmente para ir a la escuela infantil o al colegio, no es recomendable abusar de él. La mayoría de las deportivas están fabricadas con plástico o materiales sintéticos en su interior, que favorecen la sudoración, llegando a provocar irritaciones y hongos. Es preferible elegirlas de piel o de lona y evitar que las lleven durante mucho tiempo.

Utilizar botas

Seguro que alguna vez habrás escuchado que los niños deben llevar botas para sujetarles bien el tobillo, pero la realidad es que este tipo de calzado sólo tiene que utilizarse para resguardarles del frío y la humedad. De lo contrario, estarás interviniendo en su desarrollo.

Heredar

Cada niño es único y, de igual forma que cada uno tiene su ritmo en todo lo referente a las etapas del desarrollo, ocurre lo mismo con el calzado para niños. Uno de los errores más típicos que se cometen a la hora de elegir zapatos es heredar. Es una práctica muy poco recomendable porque cada niño tiene una forma distinta y particular de caminar. Los zapatos usados tienen la huella de su dueño y no tiene porqué ser la misma para todos los peques.

Noticias relacionadas