barra head

Entretenimiento para madres: clases de yoga para mamás e hijos

Yoga madres e hijos

Existe una gran variedad de cursos y entretenimiento para madres. En esta ocasión te hablamos de las clases de yoga para mamás e hijos y sus beneficios.

El yoga es una disciplina que consigue aumentar la confianza y autoestima, lo que desemboca en el desarrollo de niños más felices, autónomos y responsables. Algunas de las posturas más sencillas para los peques que les iniciarán en el camino del yoga son:

El saludo al sol

Son una serie de posturas que sirven como calentamiento para una sesión de yoga. Es necesario tumbarse en el suelo y levantar el tronco mientras apoyamos las manos. Después, apoyamos las plantas de los pies, elevamos los brazos y nos colocamos como si estuviéramos haciendo una tienda de campaña. Son ejercicios de estiramientos muy útiles.

La vela

Es posible que tu hijo ya practicara esta postura sin saber que está realizando yoga. Tumbado con las piernas hacia arriba, hay que elevar el tronco sin perder el equilibrio. Es una postura que aporta grandes beneficios físicos y mentales, ayuda a mejorar el estado de ánimo, aporta confianza y fuerza, y favorece la circulación sanguínea.

Flexión de espalda o pinza

Cuando los niños son pequeños tienen una enorme flexibilidad. Esta postura consiste en sentare en el suelo con las piernas estiradas y apoyar el tronco sobre ellas. Ayuda a reducir los trastornos digestivos y a estirar toda la musculatura posterior del cuerpo.

Además de estos beneficios que aporta esta disciplina, las clases de yoga para mamás e hijos te ayudan a crear lazos emocionales mientras les enseñas a descubrir el mundo que les rodea y a descubrirse a ellos mismos, su cuerpo y sus emociones. Es una forma de vivir un momento especial en familia. Son ejercicios que también puedes practicar en casa y ¡no importa la edad que tengan! Siempre es un buen momento para sumergirse en el mundo del yoga y es una disciplina que pueden practicar desde que son bebés.

Noticias relacionadas